Collar Vibratorio

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Collar Vibratorio

Mensaje  Admin el Lun Feb 02, 2009 12:58 pm

Entrenamiento del perro con un Collar Vibrador.
Texto original (en inglés): http://www.deafdogs.org/training/vibratrain.php

Esperamos que nuestros perros nos escuchen cuando nosotros les hablamos, al menos debemos escucharles a ellos.
- Roger Caras

Todos los perros necesitan entrenamiento. Ellos solamente necesitan aprender los medios usados para cada sonido o gesto. Un perro no acude solamente porque se le llama, debemos entrenar al perro para que acate órdenes de voz. Lo mismo se aplica para un perro sordo. Tenemos que enseñarle a obedecer nuestras órdenes. La diferencia más grande entre un perro oyente y uno sordo, es que no podemos utilizar la voz para conseguir la atención del perro..Si él está en otra habitación o en el campo y no le mira, no podemos gritarle que se dirija hacia nosotros. Si se escapa, puede ser una terrible experiencia, si él no le mira no puede comunicarse con él. Estos tipos de experiencias, y el deseo de poder comunicarse mejor con los perros sordos, nos conduce a explicar el funcionamiento de un collar vibrador.

Un collar que vibra es un collar de entrenamiento que permite que una persona al presionar un botón en un dispositivo de mando a distancia, envíe una señal al collar, haciéndolo vibrar. La distancia eficaz dependerá del tipo de collar que usted compre (o haga), y puede variar dependiendo del modelo. La vibración no es una descarga y no es muy fuerte. De hecho, mucha gente que ha utilizado los collares, al principio pensó que no notarían la vibración y estos no funcionarían bien. Pero con el entrenamiento, su perro responderá a la vibración.

La señal vibratoria para un perro sordo se convierte en el equivalente de usar la voz para conseguir la atención de su perro oyente. Cada perro se entrena y obedece en diversos niveles. Esto es una verdad también para un perro sordo. Cada perro debe ser tratado y ser visto como un individuo y eso es algo a tener en cuenta. Cada perro será diferente y dependerá de su perro - y su nivel de comodidad - tanto si su perro está suelto sin correa, como si está utilizando un collar vibrador.

Antes de empezar

Un collar que vibra no es la respuesta a sus problemas de entrenamiento. No es un dispositivo mágico que hará que su obstinado perro le preste toda la atención. Es una herramienta que permitirá que nos comuniquemos mejor con un perro sordo. Antes de empezar a trabajar con un collar que vibrador, hay algunas órdenes básicas que su perro debe saber, especialmente antes de aplicar el paso 3: Entrenamiento del perro para responder cuando le llamamos. Su perro debe responder constantemente a las órdenes siguientes: siéntese, quieto, y ven. Las explicaciones de estas órdenes y los signos equivalentes los encontrará en la página de signos. Un collar vibrador se utiliza para conseguir la atención cuando él no le está mirando,el collar no puede reemplazar ninguna de estas órdenes básicas que el perro necesita aprender.

Pasos para usar el collar vibrador

Introducir el collar al perro

Introducir la vibración al perro

Entrenamiento del perro para responder cuando le llamamos.

Introducir el collar al perro

Antes de comenzar a entrenar a su perro con el collar, primero hay que ponérselo. La mayoría de los collares vibradores disponibles son grandes. Algunos collares vibradores necesitan ser unidos a un collar normal, y algunos vienen ya conectados con un collar. En cualquier caso, esto es algo nuevo para su perro y necesitamos acostumbrarle a él. No querremos que el collar por si mismo, sea una distracción.

Siga las instrucciones del fabricante para poner el collar. Debe caber comodamente de modo que los dientes estén tocando el perro y no se muevan mucho, pero no tan firmemente que interfiera con un comportamiento normal. Deje el perro usarlo durante períodos cortos los primeros tres días. Resista el impulso de probar la vibración en el perro durante este período. Espere varios días hasta que su perro esté cómodo con el collar. Comience gradualmente el entrenamiento con el collar y refuerce éste con premios para convencer a su perro que no debe importarle el collar.

Día 1

Encienda el collar, entrene, apague, déle recompensas- haga esto varias veces al día.

Día 2

Enciéndalo a intervalos de 15-30 minutos- déle un premio cada vez que encienda el collar.

Día 3

Encienda éste durante periodos más largos, prémielo de nuevo cuando encienda el collar.

Nota:

Si el collar no parece incomodar a su perro en el 2do día, puede dejarlo encendido por períodos más largos, trabajando gradualmente hasta dejarlo en cualquier momento , pero siempre que su perro esté vigilado. No es una buena idea dejar el collar en el perro mientras que está solo o sin supervisión. (no debe dejar ningún collar puesto en un perro sin supervisión, pues podría engancharse en alguna cosa o masticarlo y es algo muy costoso de sustituir.)

Introducir la vibración

Imaginamos que tenemos un perro oyente. Cuando él es muy pequeño, le hablamos y le hablamos sin que él tenga idea de lo que significan esos sonidos. Tenemos que enseñarle, con la repetición y el refuerzo positivo, que esos sonidos tienen significado. Es igual cuando comenzamos a enseñar signos al perro sordo. Repetimos para que él entienda lo que deseamos. Esto también se aplica a enseñar a su perro el significado de la vibración. La mayoría de la gente que ha introducido un collar que vibraba a su perro sordo consiguió una de dos respuestas, y a veces ambas. O el perro no hizo caso totalmente de él, o él estaba despistado buscando la fuente original de la vibración. No se preocupe. Si al principio su perro parece no hacer caso de la vibración, no significa que el collar es inútil o defectuoso.

Una vez que su perro se acostumbre a usar el collar, el paso siguiente es "explicar" a su perro que nosotros somos los que estamos causando la vibración, y que significa que deseamos algo, incluso si ésa es solamente su atención. Esté seguro en comenzar este paso sin distracciones. Póngale una correa su perro y manténgalo cerca para esta fase del entrenamiento. Llame la atención del perro (presione el telecontrol de modo que el collar vibre) e inmediatamente déle un premio. No lo espere para mirarle o para responder de ninguna manera a la vibración: pulse-premio, pulse-premio. Haga esto cerca de diez veces (naturalmente, déle tiempo para que se coma la recompensa) y después pare. Las primeras sesiones serán cortas, aproximadamente 5-10 minutos cada una). Déjele puesto el collar y repita las sesiones durante ese día (2-3 veces estarán bien). El propósito principal es conseguir asociar la vibración con nosotros.

Continúe entrenando de este modo, teniendo el perro cerca. No pase demasiado rápido al paso siguiente. No solo porque su perro le mire cuando emite la vibración, signifique que esté preparado para empezar el paso siguiente. Si él le mira, déle un buen premio, pero continúe premiándolo cada vez que emita una vibración, le mire o no. Si él mira, déle varios premios a la vez en lugar de uno solo y pare para la sesión. Si él no mira, continúe con la vibración-premio como antes. Mientras trabaja en este paso, puede comenzar a introducir las distracciones normales de la casa: otros perros, gatos, niños que caminan alrededor del cuarto. Debe ser listo, nunca pase al paso siguiente hasta que el perro no responda constantemente a la vibración.

Entrenamiento del perro para reclamar su atención.

De nuevo, esté seguro de comenzar este paso libre de distracciones. Una vez que su perro parezca responder cuando intentamos llamarle, incluso cuando parece que nos mira con regularidad, debemos ofrecerle unas buenas recompensas. Nos daremos cuenta cuando el perro está preparado para el paso siguiente. Ahora debe llamarle y conseguir que lo mire. Si él le mira, déle un premio. Si él no le mira, tenemos varias opciones. Recuerde solo debe pasar a dar el paso siguiente si está seguro que el perro asocia la vibración con el premio. Las opciones posibles son:

Llámele la atención, y si él no le mira inmediatamente, ponga su mano (¡con un premio en ella!) delante de su hocico y dibújelo hasta su cara de modo que él siga el convite y le mire, después déle el premio (también podemos hacerle la señal de "mírame".)

A la vez que le llamamos su atención, , con su mano (que lleva un premio y moviéndolo por delante de su cara), o pisando fuerte el suelo, o cualquier otro método que usemos para conseguir su atención, entonces marque la señal "mírame" y déle su premio...

Su meta en este trabajo será alcanzar un punto donde su perro le mire cada vez que le reclamemos su antención.Un perro sordo entrenará continuamente para prestar atención, solamente con el contacto visual.Empezará teniendo a su perro cerca y gradualmente se irá alejando de él.Empezar a trabajar con la correa del perro puesta, pero en el mismo lugar donde nosotros estemos.Siempre libre de posibles distracciones.Cuando el perro le mira, déle una orden y si la ejecuta bien, prémiele (si le dice que se siente o que se tumbe, darle un premio).

Si con este entrenamiento su perro no responde a la orden, es porque estamos procediendo demasiado rápido. Primero, intentaremos determinar lo que puede estar fallando: ¿hay demasiadas distracciones?,¿pasó al paso siguiente sin que el perro estuviese listo para ello? Si el perro se pone a vagar por la habitación y no le quiere atender cuando se le reclama, mejor volver a empezar desde un principio o bien mantenerlo cerca de uno con la correa.

Una vez que su perro esté respondiendo constantemente mirándole cuando se le reclama, entonces podemos comenzar a variar el entrenamiento o al aire libre. Deje su perro deambular por la casa: primero, en el mismo cuarto, y más adelante, fuera de nuestro contacto visual. No se esconda - solamente haga sus actividades normales - pero deje que su perro se aleje de su contacto visual. Es el momento de llamar su atención. Si el perro viene, déle un premio. No haga este paso demasiadas veces seguidas, el perro puede olvidar que la vibración es para este fin, y no tendrá sentido para él. No castigue su perro por no venir: el ir y conseguir un premio es suficiente para que él sepa lo que queremos del perro. Si una vez más no lo consigue, debemos pensar que está fallando. ¿Se distrae en exceso cuando no estamos cerca de él? Quizá el premio que estamos utilizando no le satisface del todo o no le tienta lo suficiente como para que le provoque su cooperación.

Una de las ventajas de un collar que tenga un modo de vibración/tono es que nosotros podemos oír si la señal se ha emitido o estamos en el alcance correcto de emisión, así sabremos seguro si es que la señal no le ha llegado o si el perro sencillamente no nos hace caso. Debemos estar seguros del alcance del collar en cualquier emergencia, esté donde esté el perro.

Una vez que tenga resultados constantes dentro, practicaremos al aire libre. Será como comenzar de nuevo. Quizás deberemos empezar como al principio, empleando de nuevo recompensas. Empezaremos con el perro atado a una larga correa para las largas distancias, graduando la intensidad del collar (por supuesto debe ser en un área cercada como el jardín).

La clave de entrenar al perro con un collar vibrador, es la misma de siempre, como en cualquier otro entrenamiento, necesitamos constancia y paciencia.

Siempre que empiece cualquier entrenamiento, premie a su perro, tanto si le parece que él hace o no, caso a la vibración. El perro no entiende ni de donde viene ni que produce la vibración. Él irá asociando que las vibraciones van unidas a las recompensas. Su perro puede responder después de 3 intentos, de 20 intentos, etc. ¡No se dé por vencido!. Su perro responderá eventualmente. Cuando empiece a responder bien a las llamadas, podemos ir combinándole sus recompensas. No reprender al perro cuando lo reclame y él no venga hacia nosotros. El perro tiene que asociar "venir" con premios y alabanzas. Recuerde que ésta como cualquier otra orden , lo más importante es que practique regularmente y todo el tiempo utilizar la misma recompensa, (premios o alabanzas, o caricias, lo que convenga más para nosotros o el perro). Y sobretodo recuerde que tanto nosotros como el perro, tenemos que divertirnos.
avatar
Admin
Dalmi Administrador

Cantidad de envíos : 93
Edad : 52
Fecha de inscripción : 19/01/2009

Ver perfil de usuario http://maravillososdalmatas.forosactivos.net

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.